martes, 10 de mayo de 2011

Abracadabra (La Caja Mágica)






¿Que por qué el sitio donde se celebra el Open de Tenis de Madrid se llama la Caja Mágica?
No hay más que darse una vuelta por el barrio en el que se hayan inmersas estas instalaciones deportivas/multiusos para comprender que el nombre no es un simple ardid publicitario 0 un tole-tole creativo: ciertamente, acceder al interior de esta Caja ideada por el alcalde (ahora alcaldable) Alberto Ruiz Gallardón se produce un contraste con el entorno que parece obra de un mago. Pero no de un mago a lo Juan Tamariz, así, desdedentado y pelujón, sino de uno a lo David Copperfiel, así, bien horterota y megalómano, con gomina sujetando el pelo.



Las maquetas no huelen



La Caja Mágica está en el Barrio de San Fermín.
San Fermín es un barrio de aluvión, donde a finales de los años sesenta llegaron inmigrantes interiores (andaluces y extremeños sobre todo) a intentar ordeñar un poco de vaca capitalina. Hoy siguen llegando mucho inmigrantes, esta vez exteriores.

- ¿Exteriores? ¿Del espacio exterior? Milodón: ¿Te refieres a marcianos?

No, esos son -a ojos de los San Fermines- los que visitan la Caja Mágica durante los días del Open de Tenis.



Uno de enero, dos de febrero, tres de marzo, cuatro de abril, cinco de mayo, seis de junio, siete de julio...




San Fermín es un barrio conflictivo, plagado de viviendas patera o de casas de protección oficial donde se reubica a gente con problemas para integrarse en la sociedad.

- ¿Problemas sociales? ¿Te refieres acaso a gente como Jaime Martínez-Bordiú o a los hijos de Bárbara Rey, Milodón?


No, amigos. Ciertamente, ellos no viven en el Barrio de San Fermín; acaso hayan visitado alguna vez la Caja Mágica. Aunque no son celebrities de baja estofa las más habituales en la Caja Mágica durante los días del Open.


Fabuloso, Ángel Cristo


El precio de una entrada para ver un partido en la pista central -llamada Manolo Santana- o en la pista 2 -llamada Arantxa Sánchez Vicario- es elevado: puede llegar a los 130 euros. Eso da una idea aproximada del corte poblacional que puede permitirse acudir a estas jornadas. Aunque ayuda mucho más un párrafo que el Milodón ha encontrado en la web oficial del Mutua Madrid Open. Palabrita de plantígrado que no es una locución del NODO:



"Los palcos de nuestras pistas no son sólo una ubicación privilegiada. Son también un entorno exclusivo, idóneo para hacer negocios y relaciones públicas. En los palcos podrá recibir a sus invitados, quienes disfrutarán tras los partidos de nuestra exclusiva zona VIP. Durante la semana en la que se celebra el Madrid Open, Madrid pasa a ser la capital del glamour y un lugar ineludible para la clase empresarial y política".



La clase empresarial y política.

La clase.

Así pues, los vecinos del barrio de San Fermín no son asistentes habituales al principal acontecimiento deportivo que se celebra en un lugar que fue concebido por un alcalde brillante como un elemento dinamizador para un barrio marginal por una evidente cuestión de clases.

- No seas maniqueo, Milodón. Eso no es del todo cierto. Hay unas entradas de 10 euros que dan acceso a los pasillos y a las pistas de entrenamiento.


"Ay, omá, qué rica!"

Es verdad. Esas entradas permiten a los que no pueden darse el gusto de ver a Rafa Nadal en vivo y en directo mientras comparten espacio vital con la clase empresarial y política, acceder a unos pasillos forrados con cálida moqueta sobre los que deambulan básicamente:

- Azafatas (jovencitas con apellidos compuestos -algunos modificados en el registro civil y unidos artificialmente con guiones para crear la fantasía de cuna aristocrática-, con rostros increíblemente frescos, cuerpos perfectamente esbeltos y pelos envidiablemente Pantene que estudian ADE, terminarán trabajando en el departamento de marketing de Coca-Cola o en Accentur y escogieron el de azafata como primer trabajo porque lleva implícita la etiqueta de maciza).

- Comerciales de marcas de telefonía con pinta de Arturo Vals que no paran de entrarle a las azafatas.

- Comerciales de marcas de coche con pinta de proxenetas.

- Proxenetas con pinta de periodistas deportivos (perdón por el pleonasmo).

- Periodistas deportivos muy morenos.

- Fans de Siempre Así y Coldplay.

- Relaciones públicas de agencias de comunicación al borde de un ataque de nervios. O de un ictus. Nunca se sabe muy bien.

- Miembros satelitales de la Familia Real.

- Manolo Santana y Arantxa Sánchez Vicario.

- Esperanza Aguirre y Alberto Ruiz Gallardón.


Buenas noches y buena suerte



Y a todos ellos os los podéis encontrar haciendo cola para pagar en el restaurante/buffet de la Caja Mágica. Le han comentado al Milodón que "está fenomenal".


Mientras, fuera, en las calles del Barrio de San Fermín, los vecinos se rebelan.
Los coches de la fauna recientemente descrita (por supuesto, no los de los tres últimos grupos) se hacinan en las calles, estrechas y humildes, que en otras épocas del año gozan de una plácida existencia.

Y los aparatos de GPS y los equipos de alta fidelidad que han quedado a la vista en el interior de los automóviles desaparecen como por arte de magia.


2 comentarios:

  1. Muy bueno, Mylodón. Compruebo con alegría que vuelves por tus fueros con fuerza y gallardía de plantígrado. El tenis es un deporte de y para pijos. Eso es impepinable, te lo digo yo, el Mate, que sabe mucho de esto.

    ResponderEliminar
  2. Dímelo a mi Mate, que tengo un trauma infantil porque aquí
    http://www.clubtenisponferrada.es/
    se reían de mi raqueta Rox (se ve que lo guay era tener una Ellese)

    ResponderEliminar